Archivo de la etiqueta: corriente alterna

Anuario Poesía y Crítica 2012

Queridos lectores y lectoras,
con mucha alegría les presentamos el trabajo de todo un año, una muestra de la confianza y apoyo que hemos recibido de todos Uds. Con mucho cariño, les invitamos a repasar los mejores momentos de PyC en nuestro Anuario 2012. ¡Que lo disfruten!

Anuario 2012

Anuncios
Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Antes que se acabe el mundo: una visita a La “última” Furia del Libro

por equipo PyC

stands_furiaCon la presencia de 48 editoriales independientes, un público que rompió todas las marcas de asistencia y una actitud apocalíptica, cerca de las 20 hrs. de este viernes, se dio inicio a La Furia del Libro en su versión 2012 llamada irónicamente La “Última” Furia del Libro.

PyC estuvo allí pese a ser el último fin de semana de la Historia para tomarle el pulso a La Furia. Si no pudiste ir, no te conectaste a nuestra transmisión en vivo o quieres revivir los mejores momentos, te presentamos un resumen de lo ocurrido día a día:

Viernes 14

La Furia partió con el pie derecho: una lectura de algunos de los poetas y narradores más destacados del circuito; Nadia Prado, Yuri Pérez, Marcelo Leonart, Simón Soto y Alejandra Costamagna, quienes presentaron a los asistentes textos de sus últimas publicaciones. La inauguración continuó con la banda de Valparaíso LaSmala. Con una interesante fusión de ritmos latinos, europeos y jamaiquinos, LaSmala logró entusiasmar al público, bastante numeroso ya a esa hora.

Sábado 15

Pasado el mediodía los stands de las editoriales ya estaban instalados. El público de la Furia del Libro se hizo presente en una tarde nublada y calurosa. Así, cerca de las 16 hrs. los visitantes se aglomeraban en los stands. A esa misma hora continuaban las actividades en la Sala de Conferencias 1 del GAM.

Al igual que el primer día, Poesía y Crítica cubrió vía streaming las actividades de la tarde. Primero, fue la presentación del libro Crónica de Tollan de Manuel Illanes (Piedra de Sol ediciones, 2012) a cargo de César Cabello y Kurt Folch. El autor leyó textos de este poemario que construye una voz prehispánica desde la potencia del mito, el misterio y el origen.

Luego, fue el turno de Estación noche, el último libro de Javier Bello (Libros La Calabaza del Diablo). La presentación de este poemario estuvo a cargo de David Preiss y Raúl Zurita. En una sentida presentación, este último destacó la importancia de la poética de Bello en el marco de la generación de los 90 y rescató el fundamento humano de su obra, señalando que toda poesía real, desde su origen, es anterior a la verdad.

Posteriormente, la editorial Una Temporada en Isla Negra presentó los libros Pulsaciones de la derrota de Damaris Calderón y Espectros de Hernán Castellano Girón, dos grandes autores y dos grandes libros que aportan a la descentralización de la edición independiente.

Más tarde, Simplemente Editores presentó sus antologías Hombres con cuento y Las mujeres cuentan, con la destacada participación de Andrea Jeftanovic, Pía Barros, Alejandra Basualto y Diego Muñoz, quienes leyeron algunos de los cuentos que integran estas notables recopilaciones.

Por último, se llevó a cabo la mesa de conversación Edición independiente y el fin del mundo tal como lo conocemos: nuevos caminos para el libro en donde participaron Galo Ghigliotto (moderador de la mesa y editor de Editorial Cuneta), Paulo Slachevsky (director de LOM Ediciones), Armando Uribe (editor y profesor de edición en Francia), Camilo Brodsky (editor de Das Kapital) y Nelson Zúñiga (editor general de Poesía y Crítica). Los temas expuestos en esta mesa fueron variados: Slachevsky expuso las directrices en la edición transnacional y la concentración editorial. Uribe mostró que hasta el momento en Francia ningún modelo de negocio sobre el libro digital ha funcionado. Brodsky habló sobre la edición independiente como un espacio de contrahegemonía y difusión cultural de la literatura chilena. Por último, Zúñiga habló sobre los nuevos lectores digitales y cómo la crítica, desde su lugar, debe ayudar a la profesionalización de la edición independiente.

Domingo 16

A partir de las 14:30 hrs. el público nuevamente recorría los stands. Los entusiasmados visitantes además de ojear los libros, hacer preguntas sobre los autores y pensar en la inmortalidad del cangrejo, asistieron a las actividades que se desarrollaban en la ya célebre Sala de Conferencias 1.

A las 16 hrs. se lanzó el poemario Lumbral de Antonio Guajardo (Editorial Pfeiffer), presentado por Raúl Zurita y Rafael Rubio. Con sentidas palabras, el autor agradeció a quienes le permitieron llevar a cabo su obra, para luego dar lectura a poemas cargados de una voz personal y de visitas a las formas métricas tradicionales.

presentacion_lihn

Homenaje a Enrique Lihn

Luego, se presentó el libro Querido Pedro. Cartas de Enrique Lihn a Pedro Lastra (1967-1988) publicado por Das Kapital y presentado por Guillermo Valenzuela y Jaime Pinos, con un homenaje al poeta, marcado por la lectura de algunos de sus poemas en la voz de reconocidos autores nacionales. Un emotivo momento se vivió cuando Pedro Lastra habló respecto a su relación epistolar con Lihn y leyó parte del prólogo a la edición, además de un poema del autor de las cartas. Resulta destacable el trabajo de investigación realizado por Brodsky para dar a conocer a los lectores este material que permaneció guardado en el Archivo Nacional desde fines de los 80.

Cerca de las 18 hrs. Sangría Editora lanzó Oceana de Maori Pérez presentado por Florencia Edwards y Cristián Montes. En una poco habitual presentación, Florencia Edwards relacionó la novela de Pérez con el mundo de los videojuegos, tras lo cual el autor leyó algunos fragmentos de su obra.

Para cerrar esta “última” Furia del Libro, Tristán Vela – más conocido como Mantoi-  leyó poemas de su libro El percatarse (Cuarto Propio). Esta actividad se desarrolló en el escenario de la Plaza Central del GAM. Tras la presentación de Mantoi, tuvo lugar la tradicional lectura furiosa: una maratón poética con inscripción abierta, en la que los autores compartieron algunas de sus creaciones, siempre dentro de los tres minutos de rigor. Destacó la interesante variedad de voces, temas y propuestas literarias que se sucedieron bajo el oído atento del público.

Sin duda, esta Furia del Libro no será la última –sí, porque el mundo sigue- y su éxito se aprecia en varios sentidos: propuestas editoriales fuertes y jugadas, el desarrollo de una actividad cultural real, fuera de los blanqueados marcos de la institución y la visita de una cantidad importante de personas para ver y adquirir excelente literatura, cosa que, felizmente, contrasta con las lapidarias cifras de lecturas a las que estamos acostumbrados.

Picha aquí si quieres revisar los archivos de audio de las presentaciones

Pincha aquí si quieres ver más fotos de La “última” Furia del Libro

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Del terremoto que es una mancha

 por Eduardo Farías A.*

I

Ensayo sobre la mancha es el nuevo poemario de Germán Carrasco, publicado por Ediciones Corriente Alterna. Consta de sólo 15 poemas, un número de textos bastante menor a lo que ha publicado Germán en otros libros. Este hecho puede ser considerado como un error editorial, y perfectamente puede serlo si, como lectores, anhelamos leer más poemas que los que han sido publicados en este libro. Pensando en la calidad escritural de Germán, finalizar la lectura de este poemario nos deja gusto a poco.

Recordemos que el libro que antecede al que estoy criticando es Ruda (Cuarto Propio, 2010), libro que obtuvo el Premio Mejores Obras del Consejo Nacional de la Cultura y las Artes el 2011. A partir de tales antecedentes, Ensayo sobre la mancha descomprime (quizás niega) esa sensación de defender los premios y galardones obtenidos mediante esta nueva publicación. Germán Carrasco se mantiene, a mi modo de ver, en la ruta donde importa la calidad del texto poético. Lo más probable es que Ensayo sobre la mancha no sea premiado como Ruda, pero tampoco será un fracaso, pues indudablemente encontramos la escritura a la cual estamos acostumbrados y que dan sustento a la idea de que la poesía de Germán es parte importante de nuestra tradición poética y que es necesario conocer.

En el inicio del poemario se nos muestran los primeros núcleos temáticos: “que el terremoto y la lluvia borren todo / El corazón es un cartucho de tinta / La buena arquitectura se llueve / Libertad de espacio y palabra / Ensayo sobre la mancha” (p. 7) Por su diagramación, estos versos se encuentran en una tipografía sans serif aumentada en varios puntos y en negrita (por ejemplo), ello provoca que los versos se impongan como centrales y llamen nuestra atención diciendo ‘hey, no estamos aquí por casualidad’.

Como no se pueden abarcar todos los sentidos que se aprecian en un poemario, y porque el espacio no lo permite, me interesa iluminar la importancia del terremoto, y cómo el movimiento telúrico sirve para diferenciar la experiencia del Hombre y del poema.

El título del libro, Ensayo sobre la mancha, se explica en el segundo poema titulado Experimento. En el poema están las acciones que constantemente realiza el escritor: escribir e imprimir. Y en el momento de imprimir, una gota de agua o de alcohol que invade la página se transforma en una mancha que permite el silencio en la medida que borra lo que está escrito. El hablante lírico, en este poema, celebra el poema perdido, borrado por la mancha, celebra el silencio, lo que no podrá ser leído. Bastante irónico considerando que un poeta da a conocer lo que escribe. Ensayo sobre la mancha es el discurrir acerca de esa situación; el hablante nos invita a representarnos la imagen y metáfora del terremoto y la lluvia que borran todo.

Ensayo sobre la mancha corresponde a la experiencia del hablante hecha discurso: “Ta claro: hay que resistir / toda la vida de eso se trata / y en un territorio de sismos y fascismos / reconstruir y parchar eternamente.” (p. 12) Por una parte, en Ensayo sobre la mancha se utiliza el registro informal chileno, en el uso de “Ta” en vez de ‘está’, otros casos que están en el poemario son: ‘la contru” (p. 25), “bueno…” (p. 25), “docu” en vez de ‘documental’. Estos casos de registro informal conviven con un registro formal como el uso de la enumeración en dos poemas: poema página 12, El infierno es como el hoyo. Sin embargo, hay que considerar que la escritura de Germán Carrasco ha estado marcada por la formalidad lingüística. Por otra parte, el hablante asume que su vida consiste en resistir, en mantener la vida y esta experiencia se constituye por su forma sintáctica en una experiencia colectiva y política del ser humano.

Además, el hablante afirma que el poema asume la actitud de mirar el fin con absoluta atención, similar a la actitud que asumiría un héroe trágico: “los poemas vayan / en dirección contraria / -no resistirse, contemplar / la cinematografía de la natura / que intenta borrarnos del mapa” (p. 12). En el poema la sobrevivencia no es un paso. La idea de que la naturaleza intenta eliminarnos se repite también en el poema de la página 21: “cuando / uno hace el amor  no se da cuenta / que un terremoto tiene la intención / de borrarnos del mapa.” En consecuencia, el terremoto del 27 de febrero es un tema central en este poemario, evidencia de aquello también es el poema Demoliciones de edificios con dinamita v/s demoliciones de edificios por movimientos sísmicos. Este hecho en la Historia contemporánea de Chile permite desarrollar la diferencia entre la experiencia del Hombre y la experiencia del poema como veremos a continuación.

La experiencia del Hombre está marcada por la resistencia a la posibilidad de la extinción. La muerte de cada uno de nosotros es diametralmente opuesta a la experiencia del poema como se expresa en Libertad de espacio y de palabra: “En el tiempo del poema se descansa / aunque todo el resto del tiempo / sea puro resistir / […] sino que [el tiempo del poema] es un espacio de libertad.” (p. 23)

En consecuencia, Ensayo sobre la mancha gira en torno a la muerte, la muerte que puede provocar un terremoto “para recordarnos que nada es eterno” (p. 27), y por otra, en el poema, en cuanto eje libertario que posee el Hombre en su vida ante la evidencia de la muerte.

II

Un crítico no se enfrenta a un manuscrito. En mis manos tengo y leo un libro que está construido de una manera determinada. Un crítico debe asumir que está frente a un objeto, debe asumir que el libro está publicado por una editorial en un catálogo donde existen otros libros, o es autoeditado. Todos estos factores son relevantes para una crítica literaria.

Un libro debe atraer la mirada del lector con su diseño y/o su construcción, y esto sucede con Ensayo sobre la mancha (1). La construcción material es increíble, el diseño de manchas de tonos grises, el fondo gris, el negro de las letras y el logo, más brillo y relieves dan vida a una cubierta excepcional. Así, Ensayo sobre la mancha es un libro-objeto, donde el contenido es tan importante como el contenedor. Esta decisión y preocupación editorial es un acierto en el trabajo de Ediciones Corriente Alterna, y aumenta el nivel de competencia en el sector editorial independiente. Esta editorial ha construido en poco tiempo y de manera envidiable un catálogo y libros materialmente bellos en su diseño exterior. Tal es el caso del libro de Carrasco.

Germán Carrasco

Ensayo sobre la mancha

Corriente Alterna Ediciones, 2011.

Eduardo Farías Ascencio es Licenciado en Letras Hispánicas PUC y candidato al grado de Magíster en Edición por la Universidad Diego Portales/Pompeu Fabra. Ha publicado poemas y críticas en diversos medios. Se ha desempeñado también como editor en la Revista Grifo.

NOTAS

(1) Desde La insidia del sol sobre las cosas hasta Clavados, los libros del autor han sido publicados en JC Sáez Editor, luego Ruda en Cuarto Propio y ahora Ensayo sobre la mancha en Ediciones Corriente Alterna. ¿Qué ha llevado a Germán Carrasco a cambiar de editorial desde JC Sáez Editor? Esta pregunta extraliteraria nos permitiría advertir parcialmente por qué un escritor publica en una editorial específica y no en otra.

Licencia Creative Commons
Del terremoto que es una mancha por Eduardo Farías Ascencio se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.
Basada en una obra en poesiaycritica.wordpress.com.

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , ,
Anuncios